Documento de trabajo

Polarización, consensos y política en la sociedad argentina reciente

Área de Proyectos Especiales

02/11/2021 2 min de lectura

El documento de trabajo que presentamos trata un objeto de creciente preocupación política y académica en la Argentina. Sus autores realizan un estudio de la polarización con perspectiva histórica en la sociedad argentina, desde los inicios de la actual etapa democrática hasta nuestros días.

El análisis está basado en datos proporcionados por dos grandes grupos de encuestas, World Values Survey y LAPOP, que permitieron reconstruir series históricas de la opinión pública argentina. Los autores sostienen que no es posible tomar como objeto de investigación la polarización si no se revisan al mismo tiempo los consensos establecidos. En particular, la sociedad argentina se polariza en torno al conflicto económico-distributivo y al conflicto cultural-moral sobre la base de un consenso democrático sólido y de una identidad nacional asociada al “orgullo de ser argentino” más o menos asentada.

El documento estudia el grado de polarización en la sociedad en relación con distintos temas (el aborto, el divorcio, la cuestión migratoria, el valor del trabajo, la posición frente a la desigualdad, entre otros) y según diferentes grupos o categorías estadísticas (nivel educativo, género, posicionamiento político). La sociedad argentina vive un proceso de polarización creciente arrastrado por los sectores ideológicamente definidos; al mismo tiempo hay amplios sectores sociales que tienden a moderar sus posiciones y a volverlas convergentes en muchos aspectos.

Algunos hallazgos del trabajo a partir de los datos de las encuestas mencionadas señalan que, en los últimos años, la sociedad argentina tiene posicionamientos más heterogéneos que la imagen binaria que aparece de ella en la esfera pública. Por ejemplo, la necesidad de que exista regulación estatal, incluso cierta intervención en la economía. O una pérdida notable de la intensidad del lugar de la política y de la religión en la vida de las personas. En esa misma línea, queda claro que el proceso de secularización y consensos progresistas convive con polos conservadores resilientes. 

En términos de polarización y voto, Kessler y Vommaro señalan, de acuerdo con lo observado en los últimos datos relevados (2018), que las diferencias en posiciones distributivas se organizaron en relación con la estructuración bicoalicional de la oferta política. Cambiemos (hoy Juntos por el Cambio) representa el “polo individualista” y el actual Frente de Todos el “polo igualitario”. En materia cultural, en cambio, la relación entre oferta política y polarización por segmentos es menos clara. Si bien los votantes del Frente de Todos tienen afinidad con posiciones progresistas en los temas culturales-morales, a la inversa, los votantes de Juntos por el Cambio no tienen asociaciones estadísticamente significativas con posiciones conservadoras en temas morales. 

Sigamos conectados

Sumate a nuestra red y recibí las novedades según tus áreas de interés.

Suscribirme