Acción

Futuros Posibles: Análisis de escenarios para la planificación estratégica

Area de Datos

Fundar propone una herramienta analítica para hacer frente a la extrema volatilidad que caracteriza nuestro país.

Futuros Posibles es un método, un ejercicio de reflexión sistemática y metódica que es ortogonal al plan, y facilita la toma de decisiones informadas.

Generalmente se entiende un único plan como el objetivo del planeamiento estratégico. Esto pone muchísima presión en entender el contexto y definir pasos que sirvan, lo que no siempre es posible o conveniente. 

La técnica de Futuros Posibles permite encarar proyectos de planificación con una etapa que permite la construcción del equipo y de un lenguaje común. Además, permite revisar creencias y establecer visiones comunes dentro de una organización.

Nuestra propuesta metodológica redefine las técnicas clásicas de planificación con escenarios para su uso en un contexto con las características de la Argentina actual, tales como alta incertidumbre y necesidad de establecer puentes en equipos de trabajo heterogéneos y que operan en forma remota.

Finalmente, proponemos esta metodología de trabajo para encarar problemas que involucran diferentes dependencias, organizaciones o equipos de trabajo. Planificar en un contexto con un grupo de personas que responden a diferentes dependencias y a veces con objetivos distintos es, de por sí, difícil. Futuros Posibles ofrece una metodología alternativa que ofrece, creemos, una solución a estas dificultades. 

El método de trabajo que proponemos se concentra en identificar claramente tensiones (fuerzas que se oponen) y tendencias (ideas o corrientes que se orientan en una determinada dirección, y que esperamos se profundicen en el futuro cercano) para a partir de ellas poder establecer escenarios operativos.

Qué no es

Es importante marcar que la planificación con escenarios no es un trabajo necesariamente prospectivo, no es una herramienta que se considera exitosa sólo si acierta a un futuro. Se trata, en cambio, de establecer diferentes escenarios con cierta probabilidad de ocurrencia y de encontrar factores comunes en estos futuros. A partir de este análisis, se puede trabajar sobre consecuencias comunes de futuros muy diversos. Por lo tanto, no se trata de “pegarla”. Y esto nos saca la presión de tratar de predecir el futuro y pre-anunciar eventos. No sabemos cuánto va a costar el dólar el mes que viene. Pero sí tenemos un método para lidiar con esta y otras importantes preguntas.

Qué sí es

Una metodología que permite analizar varios futuros posibles sin necesariamente establecer un valor de verdad único ni una valoración de estos futuros. De esta forma, se establece una visión abierta que no fuerza compromisos o negociación hasta establecer un lenguaje común e identificar hipótesis. Futuros posibles promueve un atajo hermenéutico, lo que facilita nombrar situaciones de tal manera que todos los que participaron en el ejercicio identifiquen un contexto y las consecuencias con sólo dar un nombre: “estamos en el escenario ‘La Larga Marcha’, y ya discutimos qué consecuencias tiene eso para nuestros presupuestos”.

Metodología

  1. En un primer paso, se definen los elementos de incertidumbre a considerar. Se eligen los factores que sumen la mayor incertidumbre y que tengan mayor impacto para el tema de interés. Estos factores pueden asociarse a hechos del contexto (es decir, exógenos) o internos y decisiones a tomar (endógenos). 
  2. A continuación, se presentan las tendencias. El análisis de tendencias se centra en actores sociales o agentes que puedan generar tendencias de mediano o largo plazo.
  3. El siguiente paso considera hitos o eventos potenciales. El análisis de hitos permite identificar el rumbo que toman los acontecimientos, algunos hitos pueden convertirse en puntos de clivaje en un cambio de situación. 
  4. Con estos elementos, se realizan una o más reuniones de discusión organizada alrededor de una metodología de intercambio, permitiendo identificar una serie de escenarios. 
  5. Estos escenarios se trabajan, para identificar su impacto y las implicaciones y consecuencias de cada uno en los temas relevantes al análisis.
  6. Finalmente, es clave el uso de los escenarios analizados: establecer el impacto de cada escenario en las políticas, planes o estrategia y los elementos comunes a todos los escenarios o las diferencias y cambios que se deban realizar en las políticas, planes o estrategias de acuerdo al escenario que se materialice.

Resultado Final

El ejercicio finaliza con los escenarios de aprendizaje definidos y acordados, y con una narrativa asociada y compartida por los que participaron del método de trabajo. A partir de ahí, se utilizan por el equipo para la construcción de modelos cuantitativos, y definición de políticas. 

En definitiva lo que propone el ejercicio es una herramienta de trabajo para lidiar mejor con el qué hacer en cada uno de los futuros que consideramos como posibles.